mc alikates

Miajadas - Cáceres 2005

VII Concentración de motos "El Koyote Kojonero"

Viernes 22 de Abril, 14:30 p.m., los Alikates se ponen en marcha rumbo Miajadas.


Llevamos dos semanas en las que la lluvia es la tónica y uno se va cansando de ver crecer las telarañas en la moto. La mujer del tiempo prevé un fin de semana pasado por agua, pero no consigue disuadirnos, ha llegado el momento de hacerse una ruta y que sea lo que quiera.


monumento al tomate A medida que vamos poniendo tierra de por medio las nubes van dejando paso a los claros.
Atrás queda Vitoria, Burgos, Aranda de Duero y llegamos a Madrid. Los caballos vuelven a estar secos, unos octanos para ellos y unas birras para nosotros.

Que mal se está poniendo el tema del tabaco, hasta el gasolinero se cree con derecho a decirnos que no fumemos, y todo por que tiene un cartel de prohibido fumar comprado en el todo a cien.
Atrás queda Madrid, Navalcarnero, Talavera y llegamos a Oropesa. La noche está espléndida, una luna llena como un queso y un cielo rojizo precioso.

Atrás queda Navalmoral, Trujillo y llegamos a Miajadas. Tras deambular por sus calles damos con el campo de futbol, hemos llegado. ¿Sabías que Miajadas es el mayor productor de tomate de toda españa?, pues por lo visto sí, mira tú que los tomates de la fiesta esa que hacen por Valencia los llevan de aquí.


A la entrada del campo de fútbol está la mesa de inscripciones, así que lo primero que hacemos es inscribirnos. Una Koyote muy simpática nos comenta que hemos llegado a tiempo para la cena campera, que en breve tendrán todo listo. A la entrada también está la carpa para los conciertos, y como no, el bar, nuestro segundo destino.

La gente empieza a acercase a las mesas que han dispuesto para la cena. Cena de picoteo, al aire libre y de pie, perfecto para no apalancarse.

Coincidencias de moteros, a nuestro lado hay una gente de Madrid con la que fugazmente habíamos coincido en la concentración de Tordesillas, en el bar Escape, y empezamos a comentar el frío que pasamos y lo duro que había sido el viaje, menuda diferencia de tiempo. Hablando con Palomino nos comenta que no montemos la tienda, que aquí en Miajadas hay muchos hoteles y están muy bien de precio. Así que siguiendo su sugerencia y con los teléfonos que nos da un Koyote a la tercera llamada pillamos hotel. No sabemos como llegar, pero ahí está la simpática Koyote que se ofrece a acompañarnos. Quedamos para tomar unos tragos a la vuelta.


en la disco, con Antonio y el jefe en la disco, con Palomino y el jefe


Ya estamos de vuelta, el concierto ha empezado y bajo la carpa se aprecia buen ambiente, a la barra directos. Vamos dejando pasar, nuestra alegre juventud, tururu... No suenan mal estos chavales, grupos locales de tendencia punk.
El concierto termina tarde, próxima parada la disco, nos acompañan Palomino y Antonio con los que ya llevamos tiempo tomando tragos. La discoteca está en el polígono industrial y nos cuesta un poco dar con ella, casi la confundimos con el putiferio. El jefe de la disco enrollado pero las discotecas no son lo nuestro, así que terminamos de cargar y para casa.
Después de dar muchas vueltas y hacer muchas eses un Koyote caritativo nos guía hasta el hotel donde ponemos punto y final a esta primera noche.


Sábado

Se nos han pegado las sábanas, es la una y el ambiente en Miajadas es motero a tope. Entramos a Piccadilly bar, cerveza, kalimotxo y unas raciones para desayunar. Ya estamos listos, podemos empezar el poteo. Cerveza, tapa, cerveza, tapa y así hasta que llega la hora de cambiar de tercio, unos cafés y unos orujos de bellota marcan el cambio, es el momento de pasarnos al Jack.


alikates tomando unos txupitos
Con Antonio y Jose Luis, compañeros de poteo.


A las cinco de la tarde comienza la ruta de la Bellota Ibérica, el itinerario nos lleva a Alcuéscar y Montánchez, pueblos en los que hacemos una paradita para tomar unas kañas.


Fernan y jose Luis un alto en la ruta


En un momento de la ruta me vino a la cabeza la idea de hacer unas fotos de las motos que me precedían y me puse manos a la obra. Cogí la cámara con la mano izquierda y acto seguido me puse a encuadrar dándome cuenta que no llegaba con el dedo al disparador, entonces pensé, me paso la cámara a la mano derecha y listo, listo sí pero a medida que perdía gas las motos que iban delante cada vez estaban más lejos. Cámara al bolsillo y a acercarme para volver a empezar, otra vez en posición y otra vez la misma historia, cagüen, uhm, ah, ¿con que mano sujeto la cámara?, ah ya, si cojo la cámara al revés y con la mano izquierda, entonces el disparador me queda justo en cima del dedo gordo, vale. Vuelvo a acercarme, la moto revolucionada ya que no puedo cambiar pero consigo mi objetivo, abajo está el resultado.


foto en ruta foto en ruta


De regreso a Miajadas terminamos la ruta en el Piccadilly Bar donde nos pusimos bien de cerveza. Antonio nos presentó a sus colegas: el Ciego, que se había caído a una zanja durante la ruta; Pata chula, que se bebía todo lo que tuviera más de 35 grados; Rosendo, que no paro hasta vaciar el barril de cerveza ... mucho alikate.


alikates en Piccadilly bar
    Eulogio              Huelva         Palomino   Rioss    Antonio   Fernan    Canuto


Al caer la noche volvemos al recinto de la concentración, hoy hay bastante más gente. La peña está pillando sitio en las mesas y ya está montada la cola para coger la cena, nos vamos al bar a hacer tiempo que no hay ganas de cenar.
Después de la cena Ronaldo hace la exhibición acrobática de Freestyle y como seguimos en el bar nos la perdemos. Luego el concierto, show erótico y para terminar de nuevo a la disco.


con la novia del primo de palomino en la carpa, de ligoteo
Intentado levantarle la novia al primo de Palomino                  Probando fortuna                 


Domingo

El día empieza mal. El candado que ata la rueda delantera de una moto con la rueda trasera de la otra no se abre, que hostias pasa, la llave ni siquiera entra, se ve que la cerradura está hecha polvo, tan mal estabamos cuando lo pusimos ???
A eso de las tres de la tarde localizamos al Koyote Miguel, que nos deja una radial y un alargador, y gracias a esto y al vecino que nos dejo enchufar la radial en su casa conseguimos abrir el puto candado, hay que joderse con que facilidad lo cortamos.

Volvemos al recinto de la concentración y nos despedimos de esta gente que hemos conocido y que nos ha tratado tan bien.
El viaje hasta Madrid lo hacemos con buen tiempo, en la M-40 empiezan a caer las primeras gotas, al fondo se ve Somosierra que está más negro que lo cojones de Machin. Prácticamente el resto del viaje lo hacemos con lluvia. Llegamos a casa sobre la una y media de la noche, mojados pero satisfechos.

Para terminar quiero enviar desde aquí un saludo a todos los Alikates que hemos conocido este fin de semana, y en especial a Palomino por su contribución fotográfica para este reportaje. Hasta pronto, que seguro que nos volvemos a ver.


Rioss, 2005


Volver


Valid XHTML 1.0 Strict